Cuando el logo supera a la marca

Personalmente me he ido dando cuenta de que los logotipos están pensados, no sólo para identificar a una marca, sino para acabar reemplazándola. No nos hemos dado cuenta pero si observamos estas ilustraciones:

Efectivamente, una imagen vale más que mil palabras. Además he identificado una serie de pasos por los que los logotipos van adquiriendo mayor importancia, diferenciados en dos categorías:

  1. Transición rápida:

Podemos observar que progresivamente vamos viendo menos la marca del producto, y por tanto más el logotipo, por ejemplo:

Aquí observamos que finalmente se ha conseguido reemplazar por completo a la marca Nike.

  1. Transición estilizada:

En este caso, los logotipos evolucionan simplificándose y estilizándose hasta cierto punto: lograrse encerrar en un círculo o esfera. Entonces el logotipo es suficientemente importante para mostrarse dentro de un círculo, más que el texto o nombre de la marca:

Finalmente encontramos logotipos que han seguido ambos pasos, primero separando la marca del logo y después simplificando los trazados:

¿Cuál es el próximo paso?

Deja un comentario